Presiona Enter para iniciar tu búsqueda

    1 USD =Tasas 06/28/2017

    • Peso Mexicano17.87
    • Colón Salvadoreño8.72
    • Lempira Hondureña23.31
    • Colón Costarricense560.60
    Más Tipos de Cambio

    Noticias

    De Netflix a Casa Blanca: Exigen a Obama que libere a Steven Avery

    Quienes han visto el documental "Making a Murderer" no entienden por qué Steven Avery y su sobrino Brendan fueron condenados.
    Imagen de Steven Avery con la cual Netflix promueve el documental "Making a Murderer". (Twitter)
    2:44 pm01/04/2016

    Los Ángeles, (ENTRAVISION). – En los próximos días, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, podría emitir una declaración sobre el confinado Steven Avery y su sobrino, Brendan Dassey, protagonistas del documental “Making a Murderer” que ha indignado a cientos de miles de personas que lo han visto a través de Netflix.

    El documental, de 10 episodios, parece evidenciar una de las mayores injusticias del sistema de justicia norteamericano. En principio, la audiencia testifica cómo en el 1985,  Steven Avery, en ese entonces de 23 años y celebrando que acababa de convertirse en padre de gemelos, fue condenado a prisión por una agresión sexual de la cual se declaraba inocente.

    Y tenía razón, pues 18 años más tarde, una prueba de ADN evidenció quién fue el verdadero agresor y Avery quedó libre de toda culpa. Ese caso generó una discusión nacional sobre el pobre manejo de la justicia por parte de las autoridades del condado de Manitowoc, en Wisconsin.

    Steven Avery quedó libre y en posición de reclamar al estado una suma millonaria -$36 millones USD- por los años que injustamente estuvo preso y no pudo formar parte de la crianza de sus 5 hijos, entre muchas otras cosas que perdió durante su injustificado encierro.

    Para ganar ese dinero en la demanda, se comenzó el proceso de interrogar a los involucrados en el caso, para señalar quiénes fallaron. Tomó algún tiempo, pero justo cuando algunos de los implicados más relevantes estaban a punto de responder a las interrogantes, una noticia lo paralizó todo.

    En el 2005 Steven Avery volvió a prisión, acusado del asesinato de la fotógrafa Teresa Halbach. Fue su sobrino, Brendan Dassey, quien confesó el crimen a las autoridades, alegando que su tío lo obligó a participar.

    Precisamente, el documental-serie “Making a Murderer” presenta cómo fue ese proceso, con evidencia de los interrogatorios y cobertura en sala del caso. Al final, un jurado declaró culpable del asesinato a Steven Avery y a Brendan Dassey, por haberlo ayudado.

    El tío no tiene derecho a solicitar libertad en probatoria, mientras que su sobrino podrá solicitar ese privilegio cuando cumpla 40 años tras las rejas.

     

     

    Sin embargo, el sentimiento de impotencia ante lo que han visto en “Making a Murderer” es tan grande que ha llevado a miles de personas a firmar una petición ante la Casa Blanca, solicitando al presidente Barack Obama que perdone tanto a Avery como a Dassey.

    Tendrían hasta el 19 de enero de 2016 para recaudar las 100,000 firmas requiridas para que el Presidente de los Estados Unidos emita una opinión sobre esa petición.

    Quienes han visto “Making a Murderer” no son capaces de entender cómo ambos fueron condenados, sin que hubiese pruebas contundentes en su contra. Lo que se hace peor, es la participación de oficiales del condado de Manitowoc, Winsconsin, en la pesquisa sobre el asesinato de Teresa Halbach, algo que nunca debieron hacer para guardar las apariencias en medio de la demanda que el acusado Avery sostenía en su contra.

    Ante la reacción de la audiencia, el sheriff del condado de Manitowoc, Robert Hermann, aseguró que el documental “Making a Murderer” es un producto manipulado, que no permite conocer bien las pruebas contra los hoy convictos.






    ¿Qué sientes? Comparte tu opinión

    Comentarios

    Quizás te interese

    Cerrar

    cuéntalo

    Ingresa con tu
    red social favorita