Padre acusado de darle líquido de cigarrillos electrónicos a bebé
Padre acusado de darle líquido de cigarrillos electrónicos a bebé

Padre acusado de darle líquido de cigarrillos electrónicos a bebé

Cuando el padre fue cuestionado parecía tranquilo e indiferente

(NOTICIAS YA).-  Un padre de familia de Wisconsin, ha sido acusado de abuso infantil luego de que los fiscales dicen que dejó caer “liquido de cigarrillos electrónicos” en la boca de su hijo de 9 semanas.

Dustin Appenzeller de 30 años, enfrenta un cargo de abuso infantil físico causando daños corporales intencionalmente.

La policía fue enviada a la vivienda del sujeto, luego de recibir un reporte de un bebé de 9 semanas que estaba experimentando una emergencia médica.  La policía dijo que el padre del menor, le había dado liquido “vaping” el cual se usa en cigarrillos electrónicos.

El bebé fue encontrado en una habitación con espuma en su boca y aparentemente teniendo un ataque.  Una ambulancia llevó al bebé a la sala de emergencias.

Según la demanda, Appenzeller le dijo a los investigadores que le dio al bebé “un par de gotas” de líquido para cigarrillos.

Cuando los investigadores cuestionaron las razones, él hombre dijo que no sabía, que él bebe estaba llorado y él estaba cansado.

La denuncia indica que Appenzeller parecía tranquilo e indiferente cuando hablaba con los investigadores.

VIDEO: Hombre de Nuevo México arrestado por abuso infantil a bebé

Autoridades encontraron una botella del líquido para cigarrillos electrónicos en el bolsillo de Appenzeller, y él indicó que era el mismo líquido que le dio al menor.

Una persona no identificada que se encontraba en la vivienda, declaró a los investigadores que el bebé estaba hambriento, por lo que le pidió a Appenzeller que le llevara un biberón mientras ella usaba el baño.

Cuando entró al dormitorio, vio a Appenzeller usando el gotero de la botella del líquido para cigarrillos electrónicos, para verterlo en la boca del bebé. Fue entonces que ella le dijo.

“¡Dios mío! ¿Qué hiciste? ¿Qué hiciste?” a lo que él respondió “Lo he hecho antes, está bien”.

Según la mujer, el bebé tenía dificultad para respirar y echaba espuma por la boca.  Appenzeller le pidió disculpas alegando que estaba cansado, y la madre del menor llamó al 911.

Appenzeller compareció en corte el primero de febrero y se le fijó una fianza de $5,000 en efectivo. 

Su audiencia preliminar está programada para el 8 de febrero. 




Nuesotrs Héroes

Las Más Leídas

Las Más Leídas

Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui