Madre no ha podido orinar desde el nacimiento de su hija de 5 años
Thinkstock
Madre no ha podido orinar desde el nacimiento de su hija de 5 años
Thinkstock

Madre no ha podido orinar desde el nacimiento de su hija de 5 años

Los síntomas de una infección en la orina fueron descartados y fue diagnosticada con una extraña enfermedad.

(NOTICIAS YA).-Una joven madre no ha podido orinar desde el nacimiento de su hija de cinco años, debido a una terrible enfermedad que desarrolló después de dar a luz.

Rachel Ingram, de 26 años, fue inducida días antes de su fecha de parto pero tuvo que ser retirada en un parto de emergencia, señalo el Daily Mail.

La joven madre comenzó a desarrollar infecciones urinarias recurrentes, así como un dolor abdominal paralizante que la dejó gritando de agonía durante dos horas mientras intentaba ir al baño.

Cuando llegó al hospital los médicos descubrieron dos litros de líquido en su vejiga.

Aunque los síntomas de una infección en la orina fueron descartados, Rachel fue diagnosticada con una extraña enfermedad, llamada Síndrome Fowler, que aqueja a las mujeres.

Asimismo, la condición de Ingram también ha provocado que desarrolle sepsis dos veces en 18 meses, sufre desmayos por el intenso dolor y se ve obligada a tomar 230 tabletas por semana para controlar su malestar.

Debido a su condición, la madre de dos se vio obligada a dejar su trabajo, pues orinar a través de un tubo en su abdomen y confía en el cuidado de su marido.

Desde que se sometió a una cirugía de emergencia para extraer la orina acumulada, sigue padeciendo infecciones recurrentes y espasmos en la vejiga. Y en un intento de hacer funcionar su vejiga, los médicos le colocaron un marcapasos en la base de la columna vertebral, pero el procedimiento falló causando daño en algunos nervios de sus piernas.

Ahora solo espera ser sometida a un procedimiento, llamado principio de Mitrofanoff, que crea un canal en la vejiga a través del cual se puede insertar un catéter para vaciarlo de orina. Pero esto podría demorar alrededor de 12 meses en el Servicio Nacional de Salud (NHS) o 20 mil euros en un hospital privado.

Aunque la terrible experiencia ha cambiado la vida de Rachel y la de su familia, ella trata de mantener una actitud positiva.

Ella se comunica con otras víctimas de Fowler a través de un grupo de apoyo en Facebook y afirma que eso le ayudó cuando llegó a sentirse más decaída.

Ahora, Rachel habla sobre su estado de salud y quiere crear conciencia sobre el Síndrome de Fowler, del que poco se habla, entre las personas en general y los profesionales de la salud. Pues considera que a menudo desconocen la afección, a tal grado que el diagnostico o tratamiento oportunos podrían retrasarse.




Nuesotrs Héroes

Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui