No se podrá fumar a menos de 25 pies de cualquier vivienda.
Wikipedia
No se podrá fumar a menos de 25 pies de cualquier vivienda.
Wikipedia

No se podrá fumar más en ninguna vivienda pública de Estados Unidos

De acuerdo con oficiales, fumar ya no será permitido si te encuentras a menos de 25 pies de cualquier vivienda pública o adentro de ella

(NOTICIAS YA).- A partir del próximo 31 de julio, no se podrá fumar en ninguna vivienda pública en todo los Estados Unidos. Sin embargo, las agencias de las viviendas sí podrán crear sus áreas en donde las personas pueden fumar si lo desean.

LEE: ‘Juuling’ la nueva y peligrosa tendencia para fumar entre los jóvenes

Esta restricción fue anunciada por primera vez en noviembre del 2016, cuando el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD, por su siglas en inglés) anunció que las personas tenían hasta finales de julio de este año para adaptarse a la nueva normativa.

“Es una nueva era para las agencias de viviendas públicas. En los próximos 18 meses las viviendas serán más saludables y seguras con la implementación de las nuevas leyes libre de fumadores,” dice la guía del HUD. “Las unidades también serán más fáciles de manejar.”

LEE: Nueva medida prohíbe fumar dentro de autos con menores en Aurora

Según la guía lo que pasa adentro de la casa de uno no afecta directamente a tu vecino. Sin embargo, las acciones de un inquilino puede afectar negativamente a otras personas y a vecinos indirectamente.

“A veces la molestia puede ser menor: música alta, olores fuertes de cocina. Pero otras veces la ofensa puede ser mucho mayor: humo de tabaco de otra persona.”

Estudios indican que la ventilación y otros sistemas tecnológicos de aire acondicionado no pueden eliminar los riesgos causados por el humo fumado por otra persona. Según la guía de HUD, esta nueva ley benificiará residentes, personal que trabaja en las residencias y también a invitados.

LEE: Los productos de limpieza son tan dañinos como 20 cigarros al día

Esta nueva regla prohibe el uso de productos de taboco en cualquier lugar de las residencias públicas, incluyendo oficinas administrativas.

Si alguna persona no cumple con esta regla, será penalizada en primera instancia con alertas y dependiendo del número de violaciones se podrá decidir desalojar su vivienda.

De acuerdo con HUD, en los Estados Unidos hay cerca de 2 millones de personas que vivien en residencias públicas lo cual incluye 760,000 niños menores de 18 años y 329,000 personas mayores a 62.

“La mayoría de las encuestas comprobaron que más del 50 por ciento de residentes que viven en un hogar familiar, en cualquier ciudad o vivienda, están a favor de prohibir fumar adentro de los hogares.”

El humo que deja el tabaco hace que el mantenimiento de las residencias aumente de precio, por eso esta nueva ley puede hacer reducir daños relacionados al humo como también prevenir incendios.

VIDEO RELACIONADO

 

 




Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui