Creyó que era cáncer pero las pruebas revelaron un embarazo ‘milagroso’
Flickr
Creyó que era cáncer pero las pruebas revelaron un embarazo ‘milagroso’
Flickr

Creyó que era cáncer pero las pruebas revelaron un embarazo ‘milagroso’

Entró de nuevo al mundo de los pañales, dos décadas después de su primer y único hijo.

(NOTICIAS YA).-Una mujer de Inglaterra sospechaba de una peligrosa enfermedad pero las pruebas revelaron un milagro.

Janie Furner, de 45 años, cada vez tenía más náuseas y malestar, por lo que sospechó de un quiste en los ovarios luego de que la canalizaran para una exploración.

Según información de FOX News, durante una ecografía una semana más tarde, a Furner le dijeron que no tenía cáncer y que estaba casi a la mitad de un embarazo.

Con su hija única, de 20 años, Furner y su esposo, Gary, estaban ansiosos por olvidarse de la maternidad y vivir nuevas experiencias en sus vidas antes de retirarse.

Habiendo sufrido el síndrome de ovario poliquístico (SOP) toda su vida, a Furner siempre se le dijeron que las posibilidades de concebir eran increíblemente escasas, agregó la fuente.

Después de tener problemas para concebir a su hija Mia hace dos décadas, la pareja se resignó al hecho de que solo tendrían un hijo.

“Busqué en Google mis síntomas a medida que lo haces y todo estaba apuntando al cáncer de ovario”, dijo.

“Entré en la consulta del médico por temor a lo peor”, dijo. “Ni siquiera le había contado a Gary a qué me dirigía. Simplemente me llevó allí y supuso que tenía problemas de mujeres”.

“Esperamos unas semanas hasta que se lo conté a Mia. Estaba en Turquía en ese momento, por lo que acordamos tener una Llamada por Skype. Estaba bastante nerviosa en cuanto a cómo lo tomaría, pero ella simplemente estalló en lágrimas.”

El bebé Oliver nació en octubre a las 36 semanas a través de una cesárea que pesaba 5 libras y 7 onzas.

Ahora con nueve semanas de vida, Oliver celebró su primera Navidad.







Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui