Más de 2,700 inmigrantes detenidos por ICE tienen COVID-19
Joe Raedle/Getty Images
Más de 2,700 inmigrantes detenidos por ICE tienen COVID-19
Joe Raedle/Getty Images

Más de 2,700 inmigrantes detenidos por ICE tienen COVID-19

El número de inmigrantes en centros de detención de ICE con COVID-19 ha aumentado dramáticamente.

(POLÍTICA YA). – Más de 2,700 inmigrantes que permanecen en centros de detención del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) han dado positivo con coronavirus.

Los centros de detención de ICE albergan a más de 23,000 detenidos, donde es fácil la propagación del virus. El viernes, las preocupaciones sobre las condiciones en las instalaciones provocaron que un juez federal ordenara la liberación de los niños migrantes detenidos.

El número de inmigrantes apresados por ICE con COVID-19 ha aumentado dramáticamente en los últimos meses, de solo un inmigrante infectado con el virus el 25 de marzo de 2020 a 1,312 infectados el 26 de mayo de 2020, según un informe del Inspector General del Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

lEE AQUÍ EL INFORME DEL INSPECTOR GENERAL DEL DHS SOBRE COVID-19 EN CENTROS DE DETENCIÓN DE ICE

Actualmente la agencia mantiene a 2,742 inmigrantes infectados. Texas representa el 40% de todos los casos, según el último reporte de ICE sobre la cantidad de detenidos con coronavirus.

Los centros con mayor número de casos de COVID-19 son el Bluebonnet Detention Facility cerca de Dallas, Texas con 280 infectados, y el Eloy Federal Contract Facility en Phoenix, Arizona.

Mientras, 153 empleados de los centros de detención también tienen coronavirus.

Organizaciones que defienden los derechos de los inmigrantes y abogados de inmigración destacan que la mejor manera de detener el contagio en estos centros es liberar a los detenidos, muchos de los cuales solo han sido acusados de violaciones civiles.

IMPOSIBLE DISTANCIAMIENTO

El distanciamiento social en estos lugares es prácticamente imposible, hasta el punto que incluso los funcionarios que administran estas instalaciones expresaron preocupación cuando fueron entrevistados por la oficina del Inspector General del DHS.

En el informe, publicado la semana pasada, también expresaron su preocupación por no tener suficiente desinfectante de manos y equipo de protección, o incluso personal médico y espacio de cuarentena en caso de brotes.

Activistas y legisladores han pedido al gobierno del presidente Donald Trump que libere a los inmigrantes detenidos, especialmente aquellos con mayor riesgo para la salud debido a la edad o enfermedades crónicas.

Sin embargo, la Casa Blanca ha preferido no actuar.

Los representantes demócratas Joaquín Castro y Sylvia García visitaron dos instalaciones de ICE en Texas el pasado lunes y pidieron la liberación de todos los detenidos que no representan un riesgo para la seguridad.

“Las condiciones son malas”, dijo Castro durante una llamada a los medios de prensa. “Estas personas viven en una placa de Petri”.

ICE asegura que sigue las pautas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). La agencia también dice que aumentó las pruebas y liberó a cientos de detenidos médicamente vulnerables.

Pero los críticos dicen que esas medidas se quedan cortas.

El Dr. Scott Allen, que fue contratado del DHS para luego convertirse en denunciante de la agencia, testificó ante el Congreso en junio que los “agujeros” en las pautas de prueba y el fracaso de ICE para reducir significativamente el tamaño de la población han hecho que estas instalaciones sean puntos calientes para el virus.







Las Más Leídas

Las Más Leídas

Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui