Laboratorio sobre ruedas para atender pacientes de alto riesgo
Laboratorio sobre ruedas para atender pacientes de alto riesgo

Laboratorio sobre ruedas para atender pacientes de alto riesgo

(NOTICIAS YA).- Doña María Flores trata de mantenerse activa desde casa.

“Darle de comer a las gallinas, y darle de comer a la perrita que tenemos,” dijo Flores.

Doña María tiene 78 años, padece de hipertensión y de diabetes, haciéndola una paciente de alto riesgo.

“No hemos salido, yo no he salido,” explicó Flores. 

Aunque en casa están al pendiente de su salud, el miedo a un contagio de coronavirus se volvió un obstáculo para esta familia. 

“Mi mamá no sabe manejar y no sabe inglés,” dijo Haydee Hill, hija de Flores. “Yo soy la que lleva todas las citas, desde que empezó el coronavirus, los primeros meses no pudo acudir en persona a las clínicas.”

Desde agosto, la clínica Neighborhood Healthcare lanzó un programa de laboratorios sobre ruedas gracias a fondos federales del Cares Act y una beca de Grossmont Healthcare. 

“Invertimos como unos $80,000 por vehículo, en total como unos $250,000 para empezar este programa,” dijo Adrián Zavala, director de mercadotecnia en Neighborhood Healthcare.  

Son tres unidades,una en el condado de Riverside y dos en el condado de San Diego: una en el norte y otra en el este beneficiando a unos 250 pacientes.

“Como mayormente es la diabetes, la hipertensión, o cualquier otra condición que les baje las defensas o que no puedan salir de su hogar si tienen problemas ambulatorios, amputaciones o que no tienen carro, modo de transporte, no tienen a nadie que los ayude,” explicó Mónica Olivo, asistente médica de servicios móviles de Neighborhood Healthcare.

Por el momento, están viendo a cuatro pacientes al día de lunes a viernes pero la meta es expandir el programa a ocho pacientes por día e incorporar servicios dentales a domicilio. 

Asistentes médicos como Olivo siguen un protocolo de vestimenta.

“Es la bata, la máscara n95, una máscara desechable encima, lentes y guantes,” agregó Olivo. 

La clínica móvil viene equipada para tomar diferentes tipos de muestras.

“Más que nada es sangre, de vez en cuando orina y también le estamos ofreciendo la prueba del COVID-19 a los pacientes,” dijo Olivo. 

La primera parada del día es en la casa de la familia Flores.Primero pesan a Doña María, miden su temperatura, revisan sus signos vitales, hacen muestras de sangre y la prueba de coronavirus es opcional.

Si hay alguna anomalía, enlazan al paciente por videollamada con un médico. Al concluir la cita, se desinfecta todo y continúan a la siguiente parada. 

“Es el agradecimiento que ellos tienen cuando tú te vas, porque no tiene que salir y ellos saben que les hacen falta sus laboratorios y que tiene que seguir con sus cuidados pero por su propia salud no lo han hecho,” finalizó Olivo.

Este programa no tiene costo adicional para pacientes de Neighborhood Healthcare. También es algo que cubrirían programas como Medi-cal o Medicare pero para más información puede contactar a la clínica al (833) 867-4642 o por medio de su página web.




Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui