Crece fenómeno de niños migrantes trabajando en la frontera para mantener a sus familias

Con el dinero que reúnen a diario, él y su familia dejaron el campamento de El Chaparral y rentaron una vivienda en la zona este de Tijuana.

(NOTICIAS YA).-Incrementa el trabajo infantil en la garita de San Ysidro por parte de menores migrantes centroamericanos que llegan a Tijuana en busca de cruzar a suelo estadounidense por un mejor futuro.

Tal es el caso de un niño de origen hondureño, que trabajando prácticamente todo el día en 'la línea' de San Ysidro, logra ganar lo suficiente para mantener a sus padres y una numerosa familia.

Se trata de un fenómeno que a simple vista parece ir en aumento, solo en la garita de San Ysidro se puede apreciar al menos a siete menores, que trabajan para mantener a sus familias. Con sol o lluvia, todos los días, sin falta, Alexis y su amigo cruzan la ciudad para llegar hasta la garita peatonal de San Ysidro, en lo que recorren la fila peatonal, los niños, de 12 años de edad, prenden la bocina para prepararse a cantar.

Muchas personas ya lo conocen y le dejan unas monedas, y en un lapso de nueve horas, reúne lo suficiente para mantener a toda su familia de origen hondureño.

“Lo máximo que saco son mil pesos, mis hermanos y mi padrastro…  -¿y tu padrastro también trabaja? a veces trabaja y por veces se queda cuidando a mis hermanas”, dijo Alexis.

Con el dinero que reúnen a diario, él y su familia dejaron el campamento de El Chaparral y rentaron una vivienda en la zona este de Tijuana. Por ahora, retomar sus estudios le resulta un sueño, que tal vez retome para el próximo año. Alexis dice que su principal responsabilidad, es la economía familiar.

Su caso no es el único, pero es de los más visibles en la garita de San Ysidro. Decenas de niños limpian carros, venden dulces o cantan como Alexis, incluso con sus padres presentes.

Ahora sí que a él le dicen el cantante de la línea, pues porque le gusta cantar, mucha gente también me ha dicho que me ponga a trabajar o luego también me dicen que lo obligó, no yo no lo obligo”, comentó Surisaday, madre de menor que canta en la garita de San Ysidro.

De acuerdo a estadísticas del INEGI (Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática) en Baja California, cuatro de cada 100 menores trabajan para llevar el sustento a sus familias. Según la encuesta nacional de trabajo infantil, en México hay más de tres millones de infantes realizando algún trabajo y se anticipa que para el 2022, a la cifra aumentará a 5 millones.

“El DIF estatal tiene que iniciar una investigación y acoger al menor, existe también el delito de omisión de cuidado, ahí estaríamos hablando de un incumplimiento y obligaciones por parte de la familia, son varias las cuestiones a las que se tendrían que atener”, comentó la abogada Harlene Arriaga

La recomendación de esta abogada es que documentemos el trabajo infantil de los niños que estén trabajando, con fotografías, o reportes ante la policía municipal de Tijuana.



Crece fenómeno de niños migrantes trabajando en la frontera para mantener a sus familias

Con el dinero que reúnen a diario, él y su familia dejaron el campamento de El Chaparral y rentaron una vivienda en la zona este de Tijuana.