Lanzan nuevamente la campaña Faces of Drunk Driving

Con el objetivo de crear conciencia en la gente de los peligros y las consecuencias que implica manejar bajo la influencia del alcohol

(NOTICIAS YA).-   Cada año en Texas, cientos de vidas se pierden en accidentes viales por el exceso consumo del alcohol.

Por lo que las autoridades siguen en la lucha para crear conciencia entre los conductores sobre este gran problema.

En el 2021, en el estado de Texas, el 24% de las muertes ocasionadas por accidentes automovilísticos fueron provocadas por conductores intoxicados, un aumento del 9% del 2020 en este tipo de accidentes.

El 11 de marzo de este año un accidente ocurrido en la ciudad de Alton, cobró la vida de Christopher Moses García y su pareja Karen Espino, ambos de 21 años, cuando el jeep en el que venían se vio impactado por una camioneta Ford f-150, era conducida por Daniel Sustaita, de 41 años, quien de acuerdo a oficiales conducía intoxicado y fue arrestado por dos cargos de homicidio involuntario por intoxicación y un cargo de posesión de sustancias.

“Christopher estaba dormido y despertó para recoger a Karen, ya iba a llegar a la casa, nada más que le tocó luz roja y se paró y Daniel les quitó la vida. No es justo Christopher y Karen tenían planes” así lo expresó, Leticia García, abuela de Christopher.

García está en busca de justicia y dice no descansará hasta que el culpable de la muerte de su nieto este tras las rejas, además, hace un llamado para que las personas piensen dos veces antes de manejar intoxicados.

Por su parte, TXDOT está lanzando nuevamente su campaña de Faces of Drunk Driving, para que el público conozca las historias de las familias que han perdido a un ser querido por esta causa.

“El año pasado, 1,061 personas murieron en choques por conductores ebrios en las carreteras de Texas, uno de cada 4 muertes de tránsito, se estima que un choque por conducir ebrio ocurre en nuestras carreteras cada 8 horas y 15 minutos.” dijo Ray Pedraza, Oficial de Información Pública con TXDOT.

Para aquellas personas que quieran ingerir alcohol, siempre es importante que tengan un plan establecido, tal como tener un conductor designado, quedarse en casa de un amigo o contratar un servicio de transporte como Lyft o Uber.

Manejar intoxicado genera gastos de hasta 17,000 dólares por cargos y multas, pero esto no se compara con el precio de quitarle la vida a una persona por algo que pudo evitarse al tener conciencia de las consecuencias que puede haber si maneja tomado.

 



Lanzan nuevamente la campaña Faces of Drunk Driving

Con el objetivo de crear conciencia en la gente de los peligros y las consecuencias que implica manejar bajo la influencia del alcohol