Alex Murdaugh enfrenta de 30 años a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional. Según la ley estatal, también podría enfrentar la pena de muerte. Alto funcionario enfrenta cargos por asesinar a su hijo y esposa en Carolina del Sur

Alto funcionario, acusado de asesinar a su hijo y esposa en Carolina del Sur

Alex Murdaugh y su esposa Margaret. FOTO: CNN Newsource
Alex Murdaugh y su esposa Margaret. FOTO: CNN Newsource

Alex Murdaugh enfrenta de 30 años a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional. Según la ley estatal, también podría enfrentar la pena de muerte.

(NOTICIAS YA).-El abogado estadounidense Alex Murdaugh fue acusado este martes del asesinato de su esposa e hijo, tras una serie de declaraciones y sospechas, por un jurado del condado de Colleton, Carolina del Sur.

Maggie Murdaugh, de 52 años, y su hijo Paul, de 22, fueron asesinados a tiros frente a su casa hace poco más de un año. El abogado, perteneciente a la cuarta generación de una poderosa familia de litigantes, informó en ese entonces, haber encontrado sus cuerpos frente a la extensa propiedad de la familia.

El hombre de 54 años, que ya está en la cárcel y enfrenta una larga lista de cargos criminales, niega cualquier participación en las muertes.

Según una acusación dictada por un gran jurado en el condado de Colleton de Carolina del Sur, donde ocurrieron los asesinatos, Murdaugh está señalado de asesinar a la pareja con una escopeta y un rifle. También fue acusado de dos cargos de posesión de un arma mortal.

Si es declarado culpable, enfrenta de 30 años a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional. Según la ley estatal, también podría enfrentar la pena de muerte.

Fuentes informaron a NBC News que los investigadores tienen un video de teléfono celular que lo ubica cerca de la escena del crimen en el momento de los asesinatos, lo que contradice sus afirmaciones de coartada.

“Hoy es un paso más en un largo proceso de justicia para Maggie y Paul”, dijo Mark Keel, jefe de la División de Cumplimiento de la Ley de Carolina del Sur, en un comunicado.

En un comunicado, los abogados de Murdaugh negaron una vez más su participación. Dijeron que quería que su familia y el público "supieran que él no tuvo nada que ver con los asesinatos de Maggie y Paul".

Los cargos marcan la última de una serie de tragedias para la familia, que durante mucho tiempo ha tenido poder e influencia en una pequeña parte de Carolina del Sur.

En el transcurso de tres generaciones, el bisabuelo, el abuelo y el padre del Sr. Murdaugh se desempeñaron como fiscal principal de una región rural del estado.

Después de los asesinatos, el bufete de abogados de la familia, fundado hace más de un siglo, acusó a Murdaugh de robar millones del negocio y se vio obligado a renunciar.

Los fiscales también alegan que, solo tres meses después de que mataran a su esposa e hijo, Murdaugh organizó un atentado fallido contra su propia vida para que su hijo sobreviviente pudiera cobrar $10 millones en pagos de seguro de vida.

Los agentes lo encontraron con "heridas superficiales" en la cabeza después de que le dispararan al borde de la carretera el 4 de septiembre. Inicialmente, su abogado afirmó que fue atacado por un agresor no identificado mientras cambiaba una llanta.

La historia se desmoronó varias semanas después de que Murdaugh fuera acusado y admitido de planear su propia muerte.

Los cargos del intento de asesinato simulado fueron el resultado de una de al menos media docena de investigaciones sobre la vida del Murdaugh meses posteriores a la muerte de su esposa e hijo.

En última instancia, también enfrentaría cargos por fraude de seguros, robo, mentirle a la policía y otros delitos.

Los cargos más recientes, presentados el mes pasado, lo acusan de participar en una red de lavado de dinero y medicamentos recetados junto con el hombre acusado de dispararle.



Alto funcionario, acusado de asesinar a su hijo y esposa en Carolina del Sur

Alex Murdaugh enfrenta de 30 años a cadena perpetua sin posibilidad de libertad condicional. Según la ley estatal, también podría enfrentar la pena de muerte.