Despiden a comerciante secuestrado y asesinado por policías municipales de Tijuana

Identificar su cuerpo demoró un mes y solo se logró con pruebas de ADN.

(NOTICIAS YA).- A poco más de un mes de su desaparición, el comerciante Jorge Alberto Cantero regresó con su familia y amigos, pero solo para recibir un último adiós tras ser secuestrado y presuntamente asesinado por dos policías municipales de Tijuana.

Durante este fin de semana, la Fiscalía General del Estado informó que el cuerpo del comerciante fue localizado apenas unas horas después de que fue visto por última vez el pasado 1 de septiembre.

Sin embargo, identificar su cuerpo demoró un mes y solo se logró con pruebas de ADN debido a que fue calcinado en las inmediaciones de la colonia Libertad.

La última imagen que se tiene del comerciante fue captada por las cámaras de vigilancia de la ciudad, escena que muestra cuando fue abordado por los dos agentes municipales acusados de su desaparición.

“No es justo, porque a ver cuantas personas que se dedican a trabajar, como es debido, y les paguen con estas cosas, porque no lastima a una sola persona, lastiman a todo el mundo, que confianza vamos a tener en lo que tenemos”, expresó Francisco Cantero, abuelo del comerciante.

LEE: Se quedan en prisión los policías acusados de desaparecer a empresario en Tijuana

Durante este lunes, familiares y amigos de Jorge Alberto se reunieron para darle el último adiós y lo despidieron con aplausos, dolor y en espera de justicia.

Los dos policías municipales, identificados como Martín Trinidad “N” y Esteban Heriberto “N”, se encuentran en prisión preventiva por el delito de desaparición forzada y la fiscalía busca acusarlos también de homicidio.

Presuntamente, los acusados detuvieron a Cantero con la intención de robarlo.

De acuerdo con la misma fiscalía, durante un cateo en los domicilios de los agentes se encontró un arma de fuego y billetes de distintas denominaciones en dólares y moneda nacional, que en conjunto suman entre 44 y 45 mil dólares aproximadamente.

De ser declarados culpables, los agentes podrían alcanzar una pena máxima de 70 años en prisión.



Despiden a comerciante secuestrado y asesinado por policías municipales de Tijuana

Identificar su cuerpo demoró un mes y solo se logró con pruebas de ADN.