«No conozco ningún otro récord en ningún otro deporte que iguale el éxito de Rafael Nadal en el Abierto de Francia», dice Boris Becker

(CNN) — Cuando Rafael Nadal deje Roland Garros como jugador por última vez, uno de los mayores amores de todo el deporte llegará a su fin.

Desde que hizo su debut ganador en el Abierto de Francia de 2005 cuando tenía 18 años y venció a Roger Federer en las semifinales en su cumpleaños número 19, Nadal ha perdido sólo tres veces en la arcilla parisina en los 19 años transcurridos.

El récord de victorias y derrotas de Nadal en la capital francesa es de 112-3, una impresionante tasa de victorias del 97,4%, aunque también tuvo que retirarse antes de su partido de tercera ronda en 2016 debido a una lesión.

El nombre del español se ha convertido en sinónimo del Abierto de Francia; La estatua del ‘Rey de la Arcilla’, posada después de golpear uno de esos famosos golpes de derecha, se encuentra en la entrada del lugar desde 2021.

«Lo ganas cinco veces, eso es mucho», dijo a CNN el gran tenista Boris Becker. “Lo ganas 10 veces, es imposible. Nadal lo ha ganado 14 veces. No conozco ningún otro récord en ningún otro deporte que iguale ese”.

Becker señala a algunos de los grandes del tenis, incluido él mismo, que no lograron ganar el Abierto de Francia para resaltar aún más lo absurdo del récord de Nadal en París.

“[Bjorn] Borg lo ganó seis veces, lo que en ese momento era inaudito, pero [Pete] Sampras nunca lo ganó, [Stefan] Edberg nunca lo ganó, Becker nunca lo ganó. Así que no es ninguna vergüenza no ganar el Abierto de Francia”, afirmó el alemán de 56 años.

“Lo creas o no, me gustó jugar en París. Tuve un gran apoyo, les gustó mi estilo. Sé que nunca lo gané, el único major que no gané. Llegué a las semifinales varias veces, pero lo hice lo mejor que pude con mi estilo”, añadió Becker, conocido por su servicio y volea.

El juego de Nadal está casi hecho a medida para la arcilla. El fuerte efecto liftado en sus golpes de fondo significa que la pelota se agarra a la superficie y rebota alto hacia el oponente, algo que atormentó el revés de Federer a lo largo de los años.

Nadal ganó el primer Grand Slam de su carrera en el Abierto de Francia de 2005. (Crédito: Christophe Ena/AP)

La velocidad y agilidad de Nadal no solo le permite alcanzar más bolas que muchos otros jugadores, lo que obliga a los oponentes a realizar más tiros para ganar un punto, sino que también lo coloca en posición antes y le permite deslizarse elegantemente a través de la tierra roja en sus tiros.

La arcilla suelta también absorbe algo de velocidad de la pelota, lo que hace que los tiros sean más lentos y los peloteos más largos, algo en lo que la excelente forma física de Nadal le dio una ventaja, pero que ahora probablemente lo perjudicará dadas las lesiones que ha tenido que afrontar.

“El objetivo final en tierra batida, la mentalidad es cometer un error menos que el rival, lo cual es diferente a todas las demás superficies”, explica Becker. “Así que si buscas más ganadores que tu oponente en tierra batida, al final vas a perder.

“La arcilla es físicamente muy exigente. Hay que tener una técnica de deslizamiento especial que sea diferente al resto de superficies.

“Un buen efecto liftado de derecha o de revés ayuda, pero hoy en día los jugadores practican muchos drop shots, muchos saques de patada e incluso entran [a la red], por lo que la versatilidad también es muy importante en arcilla”.

Se habla mucho sobre el público del Abierto de Francia cada año, algunos buenos, otros malos, pero proporciona quizás la atmósfera más bulliciosa de cualquier torneo de tenis del mundo.

El hecho de que un público partidario decida apoyarte como jugador o animarte puede tener un impacto en el resultado de un partido, dice Becker.

Nadal, no hace falta decirlo, es siempre el favorito del público del Abierto de Francia y disfrutó de un apoyo vociferante en algunos de sus partidos más difíciles.

El Abierto de Francia fue el único Grand Slam que Becker no logró ganar. (Crédito: Getty images)

“Jugaren Philippe Chatrier frente a un público parisino es algo único y muy desafiante”, dice Becker. “La cancha es probablemente la cancha de arcilla más grande del tenis, puedes sentirte intimidado muy rápidamente.

“No hay otra ciudad en el mundo que se parezca a la multitud parisina. Es muy, muy singular, es muy ruidoso. Si te apoyan, genial. Si no te apoyan, no tienes ninguna posibilidad.

«Por eso creo que la multitud casi importa más en París que en cualquier otro lugar del mundo».

The-CNN-Wire
™ & © 2024 Cable News Network, Inc., a Warner Bros. Discovery Company. All rights reserved.

Lo más visto

Israel y Hamas están más cerca de un posible acuerdo para un cese del fuego y liberación de rehenes, dice una fuente israelí,
“Cuando me desperté, tenía una visión de la gente en el techo”, dice a CNN un pasajero del vuelo de Air Europa afectado por fuerte turbulencia,
Biden reconoce en privado que los próximos días son claves para poder salvar su candidatura a la reelección,
Emiten advertencia de huracán para algunas zonas de la Península de Yucatán, en México,
Entrevista con Alex Fernández: el más virtuoso de los Fernández,