Tras desafío de Corea del Norte, Biden dice que EE.UU. "responderá"

El presidente afirma que Pyongyang es el principal problema de política exterior.

(POLÍTICA YA). – El presidente Joe Biden dijo este jueves que Corea del Norte es el principal problema de política exterior que enfrenta Estados Unidos.

Durante su primera rueda de prensa desde que asumió la presidencia, Biden reaccionó a varias pruebas de misiles del país asiático en menos de una semana.

Reaparece Kim Jong Un en Corea del Norte

Corea del Norte realizó pruebas de misiles de corto alcance el fin de semana pasado. Este jueves, también probó sus primeros misiles balísticos desde que Biden asumió el cargo.

Biden dijo que las pruebas de Corea del Norte violaron la Resolución 1718 de las Naciones Unidas y que EE.UU. está hablando con aliados y socios.

El mandatario advirtió que habrá "respuestas" si Pyongyang continúa provocando, aunque también dijo estar abierto a conversaciones diplomáticas.

"Responderemos en consecuencia", expresó el presidente. "Pero también estoy preparado para alguna forma de diplomacia, pero tiene que estar condicionada al resultado final de la desnuclearización".

LA "LÍNEA ROJA"

Los comentarios se produjeron después de que uno de los reporteros en la rueda de prensa preguntó a Biden cuál era su "línea roja" respecto a Corea del Norte.

Corea del Norte decomisa perros de familias para usarlos como comida

La hermana del líder norcoreano Kim Jong Un dijo la semana pasada que si la administración Biden "quiere dormir en paz durante [los] próximos cuatro años, es mejor que se abstenga de causar un mal olor en su primer paso".

Funcionarios estadounidenses creen que los lanzamientos de este jueves fueron dos misiles balísticos de corto alcance.

Este es el primer lanzamiento de este tipo de parte del líder norcoreano desde que el presidente Biden asumió el cargo, y se produjo pocas horas antes de su primera conferencia de prensa como comandante en jefe.

"También estoy preparado para alguna forma de diplomacia, pero tiene que estar condicionada al resultado final de la desnuclearización"

Los proyectiles, cuyo lanzamiento sería una violación de las sanciones de las Naciones Unidas a Corea del Norte, si se confirma que fueron misiles balísticos, volaron aproximadamente 270 millas y aterrizaron en el Mar de Japón, según el Estado Mayor Conjunto de Corea del Sur.

"Es una clara declaración de intimidación", dijo a CBS News el teniente general retirado de Corea del Sur, Chun In-bum.

El exmilitar agregó que Corea del Norte quería mostrarle al mundo que "no está sujeto a ninguna regla externa. Los dos misiles balísticos de corto alcance fácilmente podrían haber sido misiles de alcance intermedio o largo si [Corea del Norte] tenía la intención de hacerlo. Esto seguirá ocurriendo una y otra vez hasta hasta que Corea del Norte vaya demasiado lejos, y eso es lo que temo".

 

 

 

 

 




Tras desafío de Corea del Norte, Biden dice que EE.UU. "responderá"

El presidente afirma que Pyongyang es el principal problema de política exterior.