Duterte
CNN
Duterte
CNN

“Disparar a matar”, la orden en Filipinas contra quien viole cuarentena

“Muerto. A cambio de causar problemas, te enviaré a la tumba”, fue la amenaza del presidente filipino tras una protesta

(NOTICIAS YA).- El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, ha ordenado a las fuerzas policiales “disparar a matar” a todas aquellas personas que violen la estricta orden de cuarentena que atraviesa el país a causa de la pandemia por coronavirus.

“Muerto. A cambio de causar problemas, te enviaré a la tumba”, fue la amenaza del presidente filipino a su pueblo en un mensaje televisado.

La advertencia de muerte por parte del presidente se registró la noche de este miércoles, horas después de que residentes de San Roque, en Manila, salieron a protestar ante la policía para exigir ayuda del gobierno para sobrevivir a la cuarentena.

VIDEO: Castigan con jaulas y a palos a quienes violen la cuarentena

“No dudo. Mis órdenes son para la policía y el ejército, si hay problemas o surge una situación en que la gente pelea y sus vidas están en peligro, disparar a matar”, advirtió el mandatario, quien se caracteriza por sus medidas extremas.

El cierre ordenado en gran parte del país, incluido Manila, como medida para detener la propagación del coronavirus, ha dejado a los residentes de los barrios más pobres sin una manera de ganarse la vida.

Millones de personas vivían día a día, pero ahora no pueden salir de sus hogares debido a las estrictas normas de confinamiento.

LEE: Tips para cuidar de tu bienestar durante la cuarentena por Coronavirus

El gobierno filipino ha prometido ayuda para las personas de escasos recursos, pero en medio de la cuarentena el pueblo se está desesperando al no tener los medios para subsistir.

“Solo espere la entrega incluso si se retrasa, llegará y no pasará hambre. No morirá de hambre”, señaló Duterte en un intento por tranquilizar a la población.

El presidente obtuvo “poderes especiales” por parte del Congreso la semana pasada, eso incluye una provisión de 200 millones de peros, alrededor de 4 millones de dólares, para repartir entre 18 millones de hogares desfavorecidos del país, según detalla la agencia EFE.

Al menos 16 por ciento de la población vive bajo el umbral de la pobreza en Filipinas.

Sin embargo, la ayuda permanece bloqueada porque el gobierno continua elaborando “una base de datos consolidada” de los beneficiarios.

LEE: Mapa muestra cómo los ‘spring breakers’ pudieron propagar el coronavirus

Las palabras del presidente causaron indignación entre la población y organizaciones defensoras de los derechos humanos, tanto que en redes sociales se generó el hashtag #OustDuterte.

Estamos seriamente alarmados de que las palabras del presidente, que se traducirán en formas peores y más brutales de violaciones de los derechos humanos, represión y violencia estatal en los próximos días”, lamentó la organización de derechos humanos Karapatan, según detalla EFE.

VIDEO RELACIONADO:







Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui