San Ysidro recuerda a las víctimas de masacre en McDonalds hace 35 años
San Ysidro recuerda a las víctimas de masacre en McDonalds hace 35 años

San Ysidro recuerda a las víctimas de masacre en McDonalds hace 35 años

La comunidad se une nuevamente para demostrar su apoyo y unidad hacia las familias de las víctimas. 

(NOTICIAS YA).- La comunidad de San Ysidro se une para recordar y conmemorar a las víctimas de una terrible masacre en un restaurante McDonalds; el séptimo tiroteo masivo más letal en la historia del país. 

Y es que aunque han pasado 35 años, el dolor no conoce de tiempos.

“El tiempo pasa, pero el dolor sigue.”[…] “Lo único que aprendí del dolor es que tienes que saber cómo seguir viviendo con ese dolor. No se te va, nunca se me ha ido. Y estoy 100 por cien que a nadie de los familiares aquí las víctimas”, comenta el hermano de una de las víctimas de la tragedia. 

LEE: Balean a hombre que caminaba con un AK-47 en calle de San Ysidro

Guillermo y su hermano David siempre discutían para decidir quien acompañaría a su papá hasta Los Ángeles. El miércoles 18 de julio le tocó a Guillermo.

“Pues alegabamos ‘no, tu ni vas a ir porque vas a chillar porque vas a extraña a mi mamá, mejor yo voy”[…] “Y de todas las veces que he ido a Los Ángeles esta fue la vez que lloré más de tristeza que no podía ni parar. Hasta mi papá ‘por qué estás llorando tanto’ osea, ‘ma te quiero I love you’; a llorar. Pero lloré como unos 20 minutos. Nunca me había pasado eso, nunca; ahí fue una señal de algo que no sabía que iba a pasar”. 

Días más tarde, se enteraría de la masacre que acabó con la vida de su hermano de 11 años y la de 20 personas más en un restaurante McDonalds de San Ysidro. 

“Ya tenía 12 años. Durante las caricaturas, pum! Y estaba un helicóptero grabando lo que estaba pasando en ese momento. Y miré la bicicleta de mi hermano ahí”.

35 años después, la comunidad se une nuevamente para demostrar su apoyo y unidad hacia las familias de las víctimas.  Esta vez con una exhibición de arte que expresa los sentimientos de una tragedia que afectó a toda una comunidad.

“Trabajamos el arte como una catarsis. Utilizamos las formas, las figuras, los colores, como un proceso de sanación, una manera de desahogarse. Es una manera de transformar las emociones negativas en el gozo de pintar, en la alegría que proporciona trabajar con las manos y el color”, comenta la instructora de arte terapéutico Alma Sonia Bejarano. 

ENTREVISTA EXTENDIDA: 







Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui