Salón de eventos usa religión como excusa y rechaza pareja interracial
Pixabay
Salón de eventos usa religión como excusa y rechaza pareja interracial
Pixabay

Salón de eventos usa religión como excusa y rechaza pareja interracial

(NOTICIAS YA).- Una empleada de un salón de eventos en Mississippi fue grabada mientras se negaba a dejar que una pareja interracial rentara la locación para celebrar su boda; diciendo que la razón era que “su raza cristiana” y “sus creencias cristianas” se oponen a uniones como las de ellos. 

LEE: Explosión en casa de pareja interracial podría ser un crimen de odio

LaKambria Welch declaró ante los medios el pasado domingo 1 de septiembre, que fue hasta el Salón de Eventos Boone’s Camp en Booneville luego de que la locación le dijera a su hermano a través de Facebook que no podría celebrar su boda ahí debido a “las creencias de la compañía”. 

Welch indicó que quería escuchar de primera mano la razón por la cual su hermano negro y su prometida caucásica habían sido rechazados. Finalmente logró hablar con una de las empleadas quien le explicó las razones, las cuales la dejaron horrorizada. 

La interacción fue grabada en un video que posteriormente fue publicado en Facebook y en él se puede escuchar a la mujer, que se identificó a sí misma como empleada del salón, explicando que el lugar no acepta bodas LGBTQ ni interraciales. 

“Primero que nada, no hacemos bodas gay o de razas mixtas, por nuestra raza cristiana… quiero decir, nuestra creencia cristiana”, dice la mujer en la grabación. Posteriormente Welch le explica que ellos también son cristianos. 

Sin embargo antes de que Welch pudiera hacer una cita de la biblia, la empleada la interrumpió diciendo: “Bueno, no quiero discutir mi fe. Solamente no participamos. Escogemos no hacerlo”. 

LEE: Empleada de limpieza no fue contratada por culpa de un “perro racista”

Como era de esperarse la situación enfureció a usuarios de redes sociales y el video se hizo viral. Tras las críticas Boone’s Camp Event Hall borró su página de Facebook, no sin antes disculparse diciendo que se reunieron con un pastor y no encontraron ningún pasaje de la biblia que prohíba el matrimonio interracial. 

Por su parte la ciudad de Booneville emitió una declaración en Facebook indicando que tanto la ciudad como sus representantes “no discriminan con base en raza, religión, género, edad, nacionalidad de origen, discapacidad, estado civil, orientación sexual o estado militar”. 

Sin embargo los legisladores de Mississippi aprobaron en 2016 una ley de “libertad religiosa” que permite a los negocios discriminar a personas de la comunidad LGBTQ usando la religión como excusa. Dicha ley explícitamente indica género y orientación sexual, pero no hace referencia a la raza.   

LEE: “Espero que Trump te deporte”, dice racista a mujer por hablar español







Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui