TIME Magazine - guarderías
TIME Magazine - guarderías
TIME Magazine - guarderías
TIME Magazine - guarderías

Más de 300 niños en guarderías de Texas se contagiaron de COVID-19

En todo el estado, están abiertas 12.207 guarderías con licencia, y la totalidad de casos han aumentado de 59 a mediados de Mayo a 576 el 23 de Junio.

(NOTICIAS YA).- Aunque los índices de transmisión de COVID-19 en todo el país entre los niños parecen seguir siendo relativamente bajos, más de 300 niños en los centros de cuidado infantil de Texas han dado positivo y los números están aumentando rápidamente.

Al 30 de junio, se reportaron 950 casos positivos de COVID-19, 307 niños y 643 miembros del personal, en 668 centros de cuidado infantil y el total de casos reportados ha aumentado exponencialmente desde Mayo en 59 a Junio en 576.

Expertos  y funcionarios de salud siguen en discrepancia sobre el riesgo que supone para los niños reunirse en entornos de grupo como las guarderías y las aulas escolares. La Academia Americana de Pediatría recomienda que los estudiantes estén “físicamente presentes” en las escuelas, ya que cree que las ventajas educativas superan los riesgos para la salud.

La academia dice que cree que tres pies de distanciamiento social es suficiente para las aulas.

Pero las directrices de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. recomiendan que los proveedores de guarderías infantiles consideren métodos de distanciamiento social de un mínimo de seis pies, y que despidan a los estudiantes y a la mayoría del personal durante 2 a 5 días si tienen un caso confirmado de coronavirus para que las autoridades de salud pública puedan evaluar la situación.

Alrededor de 1,1 millones de niños de Texas estaban en guarderías con licencia estatal y registradas en casa antes de que se produjera el ataque de COVID-19.

Varios centros de cuidado infantil cerraron durante la pandemia, y otros informaron de una disminución en el número de niños que asistían.

Un estudio de la Universidad de Vermont ha descubierto que los niños contraen COVID-19 “con mucha menos frecuencia” que los adultos y que es menos probable que se propague entre los niños. Concluyó que “la transmisión en las escuelas puede ser menos importante en la transmisión en la comunidad de lo que se temía inicialmente”.

La Academia Americana de Pediatría, que está a punto de publicar el estudio en su revista, lo reiteró en su orientación para la reapertura de las escuelas, afirmando que, a diferencia de la gripe, los niños no parecen amplificar el brote de COVID-19. Otros expertos también se han hecho eco de estos hallazgos.

El jueves, Texas publicó un nuevo conjunto de reglas de emergencia para las guarderías, restableciendo los mandatos de seguridad que habían sido revocados a mediados de junio. Entre ellas se incluye la exigencia de que las guarderías comprueben diariamente la temperatura del personal y de los estudiantes, que los padres dejen a los estudiantes fuera y que no sirvan comidas de estilo familiar.

“Los proveedores están obligados a seguir las normas mínimas del estado para garantizar la salud y la seguridad de los niños en los centros de cuidado”, dijo la portavoz de HHSC Danielle Pestrikoff en un correo electrónico. “La HHSC ha promulgado reglas de emergencia y requieren que las operaciones implementen procedimientos de detección que se ajusten a la guía más reciente de los CDC. Seguimos aconsejando a las operaciones de cuidado de niños que sigan la guía de los CDC y las establecidas en la lista de control del Gobernador Abbott para el Open Texas”.







Queremos saber qué está pasando en tu ciudad

Compártelo, es fácil

Sube tu contenido aqui