Empresas vendieron comida de bebé sabiendo que tenía metales tóxicos

(NOTICIAS YA).- 4 compañías líderes que producen comida de bebé vendieron productos que sabían que contenían altos niveles de metales tóxicos, de acuerdo con documentos internos de la compañía incluídos en una investigación del Congreso que fue publicada el jueves.  Chris Tobin/Digital Vision/Getty Images “Niveles peligrosos de metales tóxicos como arsénico, plomo, cadmio y mercurio […]

Chris Tobin/Digital Vision/Getty Images

(NOTICIAS YA).- 4 compañías líderes que producen comida de bebé vendieron productos que sabían que contenían altos niveles de metales tóxicos, de acuerdo con documentos internos de la compañía incluídos en una investigación del Congreso que fue publicada el jueves. 

Chris Tobin/Digital Vision/Getty Images

“Niveles peligrosos de metales tóxicos como arsénico, plomo, cadmio y mercurio se encuentran en las comidas de bebé en niveles que superan lo que los expertos y entidades de gobierno consideran permisible”, dijo el representante Raja Krishnamoorthi, director del Subcomité de la Cámara para Política Económica y del Consumidor, quienes realizaron la investigación.

Krishnamoorthi dijo que las hojas de cálculo presentadas por las manufactureras son “sorprendentes” porque muestran evidencia de que algunas comidas de bebé contenían cientos de partes por mil millones de metales tóxicos

“Aún así sabemos que en muchos casos, no deberíamos tener más que partes de un sólo dígito por mil millones de cualquiera de estos metales en cualquiera de nuestras comidas”, dijo Krishnamoorthi.

LEE: Retiran comida para mascotas tras las muertes de 28 perros por toxina

Las empresas detrás del problema

Mario Tama/Getty Images

Evaluaciones internas realizadas por Gerber; Beech-Nut Nutrition Company; Nurture, Inc., quienes venden productos Happy Baby; y Hain Celestial Group, Inc., quienes venden la comida para bebé Earth’s Best Organic, mostraron niveles de metales pesados muy por encima de los límites establecidos por la FDA y la Agencia de Protección Ambiental para el agua embotellada. 

Los ingredientes de la comida de bebé en ciertos productos contenían hasta 91 veces más del nivel de arsénico inorgánico permitido, hasta 177 veces más del nivel de plomo, hasta 69 veces más del nivel de cadmio, y hasta 5 veces más del nivel de mercurio permitidos en agua embotellada.

El reporte indica que a pesar de esos niveles, las compañías aprobaron esos productos para la venta. Ya sea que la comida fuera orgánica o no, eso no importaba, los niveles de metales tóxicos. 

Las compañías respondieron a la publicación del reporte, el cual no habían visto. 

Todas nuestras comidas tienen los estándares de seguridad y calidad, que son unos de los más estrictos no sólo en EE.UU., pero el mundo”, dijo Gerber a CNN.  “Las comidas Gerber están respaldadas por un riguroso monitoreo del proceso de crecimiento y producción”. 

Establecimos estándares de metales pesados hace 35 años, y continuamos revisándolos y fortaleciéndolos cuando sea posible”, dijo Beech-Nut Nutrition, agregando que hacen pruebas a la comida para detectar hasta 255 contaminantes y “confirmar que cada entrega llegué a nuestros estrictos estándares de calidad”. 

Happy Baby dijo que la compañía “no vende ningún producto que no haya sido rigurosamente analizado, y no tiene productos en el mercado con rangos de contaminación que se salgan de los límites puestos por la FDA”.

“Estamos decepcionados que el reporte del subcomité examinara datos no recientes y que no reflejan nuestras prácticas actuales”, dijo Hain. “Earth’s Best ha apoyado consistentemente los esfuerzos para reducir los metales pesados que ocurren naturalmente para nuestros suministros de comida”. 

LEE: Alertan por producto contaminado que fue vendido en Walmart

Compañías que no quisieron cooperar

walmart

Otras 3 compañías de comida para bebé no quisieron cooperar completamente con la investigación del subcomité, indicó el reporte: Sprout Organic Foods; Walmart, que vende la comida Parent’s Choice; y Campbell Soup Company, que vende productos de bebé de la marca Plum Organics

“El subcomité está gravemente preocupado de que su falta de cooperación pueda estar ocultando la presencia de niveles aún más altos de metales pesados tóxicos en sus productos de comida para bebé que los de los productos de sus competidores”, indicó el reporte. 

Campbell dijo que ellos sí cooperaron, pero el subcomité contradijo los comentarios, asegurando que sólo dieron una hoja de cálculo declarando que todos sus productos “alcanzan los criterios”, pero sin dar evidencia. 

“La evasión de Campbell es preocupante, pues incluso las pruebas limitadas independientes han revelado la presencia de metales pesados tóxicos en su comida de bebé”, indicó el reporte. 

Walmart también dijo que le “dieron información al subcomité hace casi un año” y que “invitaron a más diálogo en este tema importante”, pero que nunca “recibieron preguntas adicionales”. 

Jane Houlihan, directora de salud y ciencia en Better Babies Bright Futures, dijo que “la gran mayoría de comidas para bebé no tienen niveles de guía de la FDA”, así que es “engañoso que las compañías digan que alcanzaron los niveles de seguridad de las guías cuando estos no existen”. 

El peligro de los metales tóxicos

El arsénico, plomo, cadmio y mercurio están en la lista de 10 químicos preocupantes para infantes y niños de la Organización Mundial de la Salud. 

Estos elementos naturales se encuentran en la tierra donde crecen los ingredientes de la comida, así que no pueden evitarse. Sin embargo, algunas regiones tienen niveles más tóxicos que otras, en parte debido al uso de pesticidas que contienen metales, así como la contaminación industrial. 

Hubo un tiempo en el que usamos metales como el pesticida predominante por muchos años, asumiendo que era seguro”, dijo el Dr. Leonardo Trasnade, jefe de pediatría ambiental en NYU Langone. 

Estos metales han sido relacionados al cáncer, enfermedades crónicas y efectos neurotóxicos, pero el daño devastador que le pueden hacer al cerebro en desarrollo de un bebé hace que la toxicidad de estos productos sea aún más preocupante. 

LEE: Retiran 2 lotes de metformina contaminados con un posible cancerígeno



Empresas vendieron comida de bebé sabiendo que tenía metales tóxicos